martes, 22 de diciembre de 2015

Secuelas de una larguísima nota de rechazo (Charles Bukowski)

Título original: Aftermath of a Lengthy Rejection Slip
Traductora: María José Chuliá García
Páginas: 29
Publicación: 1983 (2008)
Editorial: Nórdica
ISBN: 9788493669522
Sinopsis: Secuelas de una larguísima nota de rechazo es el primer relato que, con 24 años, escribió Charles Bukowski y fue publicado en Story Magazine. Como todos sus textos, este relato es claramente autobiográfico. De hecho, al poco tiempo de escribirlo se desilusionó con el proceso de publicación y dejó de escribir durante una década. Cuenta de manera magistral los sentimientos de un escritor que continuamente ve cómo son rechazados los originales que envía a revistas y editoriales.

Aprender a leer y leer todo lo que había a mi alrededor fue todo uno. Y a mi alrededor había mucho que leer. Mucho. Y nadie me puso ninguna barrera, ningún freno, nadie me dijo “esto no es para una mocosa como tú”. Afortunadamente. Así que empecé a leer muy fuerte. Sin medida. Todo. Nunca agradeceré lo suficiente a quienes me rodeaban esa ausencia de filtro.

Cuando llegué a Bukowski ya me limpiaba los mocos sola, eso es verdad. De hecho, tendría unos 19 años. La máquina de follar y Erecciones, eyaculaciones y exhibiciones cayeron en mis manos. El desparpajo morboso, la degradación, el vacío existencial… Unas lecturas muy apropiadas para una adolecente que ya andaba perdida por este mundo desde hacía años. A estas alturas ya ni os cuento lo perdida que estoy. De aquellas lecturas recuerdo especialmente haberme encontrado una deliciosa sensibilidad que subyace, subterránea, a todo lo soez que sugerían los títulos. Por debajo de la piel. O sea, por dentro.

Cuando pude, años después, me empapé de la poesía de Bukowski, pasando muchos de sus poemas a formar parte de mi guarida de lecturas en las que me encuentro y soy capaz de abrazar, literalmente, cada vez que vuelvo a ellas.

Hacía mucho que no leía ningún relato o novela de Bukowski, aunque siempre tengo su poesía a mano, y en la biblioteca vi este pequeño relato, ilustrado por Thomas M. Müller. De la mirada a las manos en un zasca. Veo que es su primer relato. Demasiado tentador como para dejarlo pasar, además un vistazo a las ilustraciones terminarían por decidirme (ya lo estaba, decidida).

Y me encontré… a Bukowski. Joven, sí (24 años), pero el Bukowski que recuerdo: desolador, satírico, oscuro, idealista, desgarrado, instintivo… Sin la insolencia que luego fue más constante en sus escritos (sobre todo en sus novelas), pero ese Bukowski estaba ahí, su fuerza inusitada, siempre alejado de la mirada más racional. Bukowski y sus entrañas. Desde lo cotidiano a lo absurdo. La mirada sarcástica, atenta a las minucias y los detalles.

29 páginas que se leen de una sentada (una sentadita, ideal para culos inquietos como el mío). Las imágenes de Müller y las que crea con sus palabras Bukowski te introducen con facilidad en ese ambiente de desilusión, de optimismo rechazado. Se aprecia ya en este relato el personaje que fue construyendo de sí mismo, ya sabéis, el Bukowski mujeriego, borrachín, jugador, reaccionario, libre… Un curioso relato del siempre genial Bukowski.

Es verdad, adoro a Bukowski. No soy objetiva con él. Pero nunca he querido ser objetiva con quienes amo. Quizás la objetividad esté sobrevalorada. O el amor. Pero ¿cómo ser objetiva con alguien que ha escrito (entre otras muchas cosas) un poema como este?:


Pájaro azul (Charles Bukowski)

Hay un pájaro azul en mi corazón
que quiere salir
pero soy duro con él,
le digo quédate ahí dentro,
no voy a permitir que nadie te vea.

Hay un pájaro azul en mi corazón
que quiere salir
pero yo le echo whisky encima y me trago
el humo de los cigarrillos,
y las putas y los camareros
y los dependientes de ultramarinos
nunca se dan cuenta
de que está ahí dentro.

Hay un pájaro azul en mi corazón
que quiere salir
pero soy duro con él,
le digo quédate ahí abajo,
¿es que quieres hacerme un lío?
¿es que quieres mis obras?
¿es que quieres que se hundan las ventas de mis libros
en Europa?

Hay un pájaro azul en mi corazón
que quiere salir
pero soy demasiado listo, sólo le dejo salir
a veces por la noche
cuando todo el mundo duerme.
Le digo ya sé que estás ahí,
no te pongas triste.

Luego lo vuelvo a meter,
y él canta un poquito
ahí dentro, no le he dejado
morir del todo
y dormimos juntos
así
con nuestro pacto secreto
y es tan tierno como
para hacer llorar a un hombre,
pero yo no lloro,
¿lloras tú?

Y con Bukowski quiero cerrar el año en el blog. Adiós 2015. Aunque ahora cuando ya agonizas has intentado recomponer tantos días infames, te pateo el culo y te digo adiós. Bienvenido 2016. El 16 es mi número preferido. Y es un año bisiesto. Le recibiré con los brazos abiertos y mirada de faro. Sigo leyendo. Siguen los libros. Siguen las lecturas. Os deseo a quienes por aquí pasáis que la vida y los libros os den amor, equilibrio, salud, latidos... Que la vida os dé VIDA. Y que nada se interponga.

62 comentarios:

  1. Gracias por tus buenos deseos para todos, a los que añado que saquemos más a menudo al pájaro azul que vive en nuestros corazones. Hasta el año que viene.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo estoy por dejarle fuera todo el tiempo, Teresa, a ese pájaro azul ;)

      Nos leemos.

      Un abrazo

      Eliminar
  2. De acuerdo totalmente, lo que me fascina de Bukowski es lo que subyace, como bien dices. Apartando esa crudeza, está el citado "pájaro azul".
    Mis mejores deseos para 2016, Ana.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A Bukowski no se le puede leer por encima, hay que hacerlo por debajo, por dentro. Con la mirada del pájaro azul ;)

      Lo mejor para ti en el 2016. Y en lo que queda de este :)

      Un abrazo

      Eliminar
  3. Muy bueno Ana. Gracias por acercarnos al Bukowski más joven :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Da perspectiva, ver a este joven Bukowski. A mí me gusta tenerlo siempre cerca.

      Un abrazo

      Eliminar
  4. Y ahora procedo a cotillear por tu web :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estás en tu casa. Pero ya te aviso que la sintesis no es lo mío. Así que con calma :P

      Otro abrazo

      Eliminar
  5. No he leído nada de este autor, queda pendiente... para el año que viene. :)
    Te deseo lo mejor para este año que viene y para los que vendrán. Te dedico este fragmento de un poema de Shakespeare:

    Aprenderás que no importa en cuantos pedazos tu corazón se partió,
    el mundo no se detiene para que lo arregles.
    Aprenderás que el tiempo no es algo que pueda volver hacia atrás,
    por lo tanto, debes cultivar tu propio jardín y decorar tu alma,
    en vez de esperar que alguien te traiga flores.

    Entonces y solo entonces sabrás realmente lo que puedes soportar;
    que eres fuerte y que podrás ir mucho más lejos de lo que pensabas
    cuando creías que no se podía más.
    Es que realmente la vida vale cuando tienes el valor de enfrentarla.

    Abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy apropiado el fragmento de Shakespeare (como siempre haces, hilas muy fino tú...) ;)

      Digamos que la primera parte del texto ya me la sé. Y que ahora estoy en la segunda, aunque muy dudosa en lo que a fuerzas se refiere. Pero en ello estamos, enfrentándonos a la vida.

      Mis mejores deseos también para ti Elvira, ahora y siempre.

      Un abrazo

      Eliminar
  6. Te deseo un gran año Ana. Ya iré por Bukowski, pero antes, tengo que patearle el culo al 2015. Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Cintia. El culo del 2015 va a quedar hecho añicos, por lo que veo :)

      Un abrazo

      Eliminar
  7. Muy buena reseña, haz reflejado todo tu sentimiento de lectora atenta y despertaste en mí el interés por leer más de tus entradas y de C. Bukowski. Feliz año nuevo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Por aquí siempre se comenta así, con sentimiento. Poco profesional, pero muy yo ;)
      Feliz año, feliz vida.

      Un abrazo

      Eliminar
  8. Definitivamente la objetividad esté sobrevalorada, concuerdo; respecto al amor, no estoy tan segura... Aunque tratándose de Bukowski, quién sabe, es cosa seria. Me muero de ganas de patear al 2015, y mira que estoy siendo amable, porque me gustaría hacerle cosas peores, pero lo dejo en las patadas para no gastar energías de más y guardar un poco de fuerzas y esperanza para el 2016. Espero que sea un buen año para ti, que te mereces muchas cosas buenas.

    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que está sobrevalorada la objetividad. Con lo que encajona eso. Y, así entre tú y yo: no creo que el amor esté sobrevalorado. Al contrario, creo que no se valora (ni se vive) lo suficiente...

      Espero que el 2015 tenga un buen culo, porque se lo vamos a dejar hecho un pandero :) Tú también te mereces muchas cosas buenas. Y espero que te estén esperando, ya, ahí, en el 2016. Antes incluso, por si ya hemos asustado lo suficiente al 2015 y ahora saca algún as de la manga :)

      Un abrazo

      Eliminar
  9. Te deseo que tengas un gran 2016 Ana! Y con el libro me quedo, que no he leído aún nada de este autor. De mis eternos pendientes. Hasta final de año estás tentándome...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con que me haga olvidar el 2015, y que nada de lo vivido haya sido en balde ya me conformo, Margari. Ojalá el 2016 te traiga muchas cosas bonitas.
      Déjate tentar siempre, las tentaciones están para eso ;)

      Un abrazo

      Eliminar
  10. Leí una novela suya, Factotum, y no entendí nada. No le pillé el punto pero el poema del pájaro azul sí que me ha gustado. Igual es que ya han pasado las cosas que tenían que pasar y lo mismo lo intento con este relato.
    Y mira, yo tampoco soy objetiva con lo que amo ni con lo que aborrezco.
    Feliz 2016!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mira, y eso que a ti no te gusta la poesía. Bukowski no es igual un autor fácil, no lo sé, a mí me entró directamente. Pero también es verdad que me gusta mucho más la poesía de Bukowski que su narrativa.

      Pues claro que no ¿qué tontería es esa de ser objetiva con quien/lo que se ama u odia? Faltaría más ;)

      Un abrazo y lo mejor para ti en estos días y en el año que ya llega y en la vida.

      Eliminar
  11. Ole tú porque yo lo defiendo a capa y espada y mira que es difícil a vece spor lo del realismo sucio y demás,y lo defiendo como poeta y encima colocas Pájaro azul. Me hace una gracia todo el puritanismo que hay alrededor de la vehemencia de Bukowski uy eso yo no lo leo y que luego esté "bien visto" leer todo tipo de "sombras *cough* *cough*. Muy fan de esta entrada.

    El presi perdido que quiere saludar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me mato, Yossi, lo que me gusta, me gusta. Aunque sea un/a mequetefre de nulo valor literario. Lo que me llega y lo que no. Anda que me voy a pelear yo por justificar lo que me gusta leer... Lo que sí, yo también prefiero a Bukowski poeta por encima de todo. Sobre el resto, eso es una conversación, jajajja

      Gracias por saludar y no te me pierdas mucho, eh.

      Un abrazo brújula

      Eliminar
  12. Tendré que buscar al Bukowaki joven. Este poema siempre me ha gustado, es una maravilla cada uno de sus versos, de sus palabras, de sus fonemas incluso.

    Te deseo lo mejor Ana, que el año próximo te sea propicio y que la ventura te de cobijo.

    Un fuerte abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El Bukowski joven no está muy alejado del que luego fue. Este poema es una maravilla, se lleva muy bien con mi idiota, jajaja.

      Lo mejor para tí también, este año, el que viene y todos los demás.

      Un abrazo

      Eliminar
  13. ¿Ya te vas hasta el año que viene? Pues Felices Fiestas y Lecturas. No sé si es para mi este libro, de animarme con Bukowski creo que empezaría por otro. El poema me suena haberlo leído antes. No suelen gustarme mucho los poemas en general, y menos si no tienen ritmo ni rima (lo cual es aún más difícil al ser una traducción). De todas formas ese tiene un algo especial, quizá ese morbo que mencionas (me parece sugerente la imagen del pájaro azul encerrado y bañado en whisky y humo de cigarrillos).
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es que me vaya pero en el blog no dejaré nada más de momento. Así aprovecharé (cuando vuelva de un miniviaje) para pasarme por vuestros blogs, que últimamente no llego apenas.... El poema lo tuve en el lateral no hace mucho, tal vez de eso te suene. A mi el Bukowski poeta me gusta mucho, por si quieres tirarle los tejos por ahí... El poema no está en este relato, eh.

      Un abrazo

      Eliminar
  14. No he leído nada de este autor pero no me llama demasiado. Espero que pases unas muy felices fiestas y te deseo lo mejor para el 2016
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algún día llegarás a Bukowski :) Felices fiestas también para ti y feliz año, y lo que queda de este también.

      Un abrazo

      Eliminar
  15. Ana, ¿alguna vez se es objetiva con quienes se ama? Aunque lo sepamos, aunque nos decepcionen o hasta nos fallen...siempre intentamos ver lo mejor de aquellos a los que queremos.
    Dejemos atrás el 2015 y que ese nuevo 2016 sea esplendoroso.
    Un abrazo



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que no, la objetividad y el amor no van de la mano precisamente. Aunque lo sepamos y aunque nos decepcionen, está claro. Nos quedamos con lo mejor. Pero eso no está mal, si tienes las cosas claras. Y no te daña, claro.

      Adiós, 2015. Lo mejor para tí, Conxita.

      Un abrazo

      Eliminar
  16. Cuando llegue al pájaro azul (después de leerlo este nombre solo le pertenece al borrachuzo) ya había pasado por toda la prosa del gran Charles y por bastante de su poesía. Es cierto, lo tenía oculto, pero se podía adivinar en los trasfondos de su vida rozando el lumpen.

    Una de sus grandes poesías, a la altura de las mejores de los mejores. Y sorprendente en él.

    Una buena lectura para despedir el año.

    Yo hace casi una década despido el 31 para que llegue el 1 con una botella de buen vino (este año ya la tengo elegida) y una novela.
    Sorprendentemente cada año acabo el vino antes que la novela... eso que cada año la novela la elijo mas corta. No se cual será la de este año. Pero algo encontrare.

    Que el 16 te sea gozoso, ni se te ocurra hacer algo que yo no haría.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo empecé también con su prosa, pero luego me quedé con su poesía, que admite muchas relecturas.

      Yo despediré el 31 con gusanitos. Seguramente también con un libro. Estoy indecisa. Este relato te dura un vino, seguro, es muy cortita.

      Que el 2016 sea el año en el que hagas todo lo que quieras

      Un abrazo

      Eliminar
  17. Para leer a Bukowski no tengo que ir muy lejos, por mis estanterías anda un viejo ejemplar de Erecciones, eyaculaciones y exhibiciones que, curiosamente, nunca he leído entero, sino fragmentos dispersos cuando “me ha dado el punto”.
    Hoy podrás contemplar estrellas, si se dejan ver, durante más tiempo, es Solsticio de invierno y los pájaros, azules y de otros colores, dormirán una noche más larga en el hemisferio norte (el nuestro), dejo que mis palabras te las lleve esta noche invernal.
    Entre los pájaros de color azul hay uno muy bonito, el azulejo montañés (Mountain bluebird, lo llaman en USA), su mayor condena es el precioso canto que exhibe, eso le aboca a pasar el resto de sus días entre los barrotes de una jaula… o en el corazón de Bukowski, quien sabe : )
    Creo que la contaminación a mandado a las estrellas del cielo madrileño al quirófano… Nos va haciendo falta el olor a tierra húmeda.
    Amiga Ana, Feliz 2016 para ti, para todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo unos cuantos libros así, que leo a trozos, de forma dispersa (Lispector se lleva la palma), pero los abordaré a su debido momento. Siempre miro el cielo, de día y de noche. Me veo más cerca de allí que de aquí, jeje. Pero creo que no podré ver mucho hoy. Conozco el Mountain bluebird. Yo tengo en casa un pajaro de juguete. Azul. Al moverlo, suena.

      Te deseo feliz 2016, lo que queda del 2015, y la vida entera, Paco.

      Un abrazo

      Eliminar
  18. Siempre he dudado si Bukowsky sería un autor para mí: lo veo tan áspero y crudo que no sé yo si mi espíritu comulgará con su rebeldía... Aunque me niego a cerrar sus puertas.

    Felices Fiestas, Ana, espero que tengas un final de año excelente y un comienzo de año aún mejor: que 2016 sea inolvidable para bien y que también te regale toneladas de vida en toda su expresión! 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ante las dudas, ya sabes qué hay que hacer, Tizire. Pero también la intuición cuenta. Yo te aconsejo sus poemas, para tu espíritu :) Por ahí lo mismo puedes abrirle la puerta.

      Un año maravilloso para tí también, Tizire.

      Un abrazo

      Eliminar
  19. Me sumo a los comentarios de los demás. Muy felices fiestas Ana!!!
    Un fuerte abrazo y gracias por estar ahí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti también por estar ahí, aquí. Y que tengas un 2016 mágico ;)

      Un abrazo

      Eliminar
  20. Feliz 2016, Ana, que te dé como mínimo las cosas que tú nos deseas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Eso sería fantástico! Yo os deseo muchas cosas buenas ;)

      Un abrazo

      Eliminar
  21. Grandísima elección Charles Bukowski, ese viejo amigo que nunca te falla. Al contrario de sus personajes, de los que no puedes esperar nada, con sus relatos siempre sales satisfecho.

    Que tengas unas muy Felices Fiestas y un muy afortunado Año Nuevo.

    Nosotros estaremos aquí esperando alumbrarnos con la luz de tu faro.

    Besos y buenos deseos, Ana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No falla, no. Especialmente su poesía no me ha fallado. Me apetecía "cerrar" el año con él.

      Espero que mi faro no (os) falle y que siga iluminado. Te deseo un año maravilloso, Ariel.

      Un abrazo

      Eliminar
  22. Ojala ese Pajaro Azul esté siempre a nuestro lado...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese pájaro azul debemos de ser, Idelfonso.

      Un abrazo

      Eliminar
  23. No he leído nada de este hombre todavía!

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Tienes toda la vida por delante, Shorby! :)

      Un abrazo

      Eliminar
  24. A mi me encanta, y a través de la enfermedad de que murió(leucemia) propuse hablar de él y su obra en el Club de Lectura de la biblioteca. Si tu terminas el año con él, yo lo empezaré. Será como una continuación.
    Ana, deseo que sea cierto todo lo que dices del 2016. FelizAño!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues me parece interesante como propuesta para un Club de Lectura. Yo podría hablar de ambos temas ;) Gracias por continuar, Josep. En todos los sentidos.

      Mis mejores deseos para ti, para el 2016 y para toda la vida.

      Un abrazo

      Eliminar
  25. Haces muy bien en no ser objetiva, ¿por qué deberías? El arte es lo que te hace vibrar el alma y algo tan hermoso no puede ser objetivo, como cualquier cosa que tenga que ver con los sentidos. Abrazos y Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no sé si hago bien o mal, pero tengo muy claro dónde están mis objetividades y dónde no. Y no pienso cambiarlas ;) El arte no es una ciencia exacta. Y es absolutamente personal. No, no puede ser objetivo.

      Un abrazo y que el 2016 esté lleno de cosas maravillosas para ti, Marisa.

      Eliminar
  26. Has dado con una fan. Fíjate lo que son las cosas, yo termino el año con un libro de poesía suyo sobre mi mesilla. aunque reconozco que algunas me quitan el sueño
    Felices fiestas, Ana
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya somos unos cuantos fans :) Las cosas... las coincidencias... Me gusta ;) Hay cosas que te quitan el sueño y merecen la pena.

      Feliz año, Silvia, feliz vida.

      Abrazo

      Eliminar
  27. Qué bueno encontrarte de nuevo...
    Besos y burbujas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. sparkling!! pero... ¡¡si te encontré yo a ti!! ¿no me viste? :)

      Un abrazo (te leo)

      Eliminar
  28. ¡Hola!
    He llegado aquí por casualidad, bueno y gracias que Marybel Galaz ha compartido tu posteo, y al ver que se trataba de un libro de Bukowski que no he leído ha llamado más mi atención. Tu comentario del libro me ha gustado mucho, creo que porque somos parecidos en eso, hablamos sobre lo que nos hizo sentir la obra (porque sólo he escrito sobre un libro, pero eso me pasa con las películas) y nada más.
    Creo que ya dije que adoro a Bukowski, lo conocí a los 20, uno después que tú =), y curiosamente esos dos libros que mencionas fueron mis dos primeros en el romance con sus historias.
    Bueno, me he excedido un poco.
    Te dejo un saludo, un abrazo y lo mejor para ti en el año que viene.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido Gildardo. Está claro que Bukowski es lo mismo un imán que un repelente. Una cosa y su contraria, un binomio que me atrae especialmente. Y sí, hablo sobre lo que siento cuando leo, es mi forma de contar(me).
      Bukowski a determinades edades puede ser demoledor. Un agitador. Los dos libros que menciono es que el titulo ya es una provocación. Y él era un provocador, a veces consciente y a veces inconsciente.
      No te has excedido nada. Me gustan los comentarios largos :)
      Gracias por pasarte y comentar.

      Un abrazo y también lo mejor para ti.

      Eliminar
  29. Mi único acercamiento ha sido con "Cartero", su primer libro, pero quiero seguir buceando en la obra de este provocador nato.

    Feliz año Ana ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ciertamente era un provocador. Así han de ser los rebeldes, los inconformistas.

      Feliz año, Ray.

      Un abrazo

      Eliminar
  30. Menuda nota has dejado para tomar el receso, es que em hace gracia pro las fechas. En realidad venía, ya que he empezado un año a nuevo, a dejarte las energías y buenos deseos que espero te acompañen hasta el siguiente. No ha sido sencillo pero se ha sobrevivido, así que, que te quiten lo bailao. Feliz año, nos leemos cuando vaya surgiendo :)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy muy metida en los libros, Marilú. Te agradezco las energías, que falta hacen, aunque espero que para dejarme una poca no haga falta que renuncies a tu propia energía. La verdad es que sencillo no ha sido y, sí, se ha sobrevivido. De momento. Poco baile ha habido, espero este año marcarme algunos pasos.

      Nos leemos, Marilú. Que este año no lo sobrevivas, sino que lo vivas.

      Un abrazo

      Eliminar
  31. Gracias por tus buenos deseos, Ana. Ójala se cumplan. Para nosotras y para tí. ¿Puedes creer que todavía no me he estrenado con Bukowski? Me parece que va siendo hora de leerlo...
    Besotes mil.

    ResponderEliminar
  32. Bukowski es uno de los muchos autores de mi lista que aún no he leído :(
    A ver si lo soluciono pronto.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar

SI HAS LEÍDO LA ENTRADA TE AGRADEZCO EL COMENTARIO. SI NO LA HAS LEÍDO TE AGRADEZCO LA VISITA