jueves, 9 de julio de 2015

Éramos unos niños (Patti Smith)

Título original: Just kids
Traductora: Rosa Pilar Pérez Pérez
Páginas: 304
Publicación: 2010
Editorial: Lumen
ISBN: 9788426414052
Sinopsis: Corría el mes de julio de 1967 y eran unos niños, pero a partir de entonces Patti Smith y Robert Mapplethorpe sellaron una amistad que solo acabaría con la muerte del gran fotógrafo, en 1989. De eso habla este espléndido libro de memorias, de la vida en común de estos artistas, los dos entusiastas y apasionados, que cruzaron a grandes pasos la periferia de Nueva York para llegar hasta el centro neurálgico del nuevo arte. Fue así que acabaron instalándose en el hotel Chelsea y se convirtieron en los protagonistas de un mundo hoy ya perdido donde reinaban Allen Ginsberg, Andy Warhol y sus chicos, y se creaban las grandes bandas de música que marcaron los años finales del siglo XX, mientras el sida hacía estragos.

Amo el rock and roll y adoro a Patti Smith, entre otros muchos cantantes y grupos de los 60’,70’ y 80’. Que este libro cayera en mis manos era inevitable. Lo hice esperar como un postre deseado por el que renuncias a los platos anteriores para hacerle un hueco y luego saborearlo despacito, sin masticar, dejando que se deshaga en el paladar.

Hay libros que te devuelven “cosas” (y las mejores cosas de la vida no son cosas), no sólo recuerdos, sino tramos de tu propia esencia, algo que te pertenece y que el tiempo va difuminando, como poniendo una niebla alrededor de aquello que es, en el fondo, tu sustento personal, la piedra angular de quien eres. Y eso es lo que me ha devuelto este libro, un latido, un impulso, un ritmo que hacía tiempo no circulaba por mis venas.

Éramos unos niños es la biografía de Patti Smith, desde que conoce a Robert Mapplethorpe hasta que este fallece de SIDA. Mapplethorpe revolucionó el mundo de la fotografía con sus fotos en blanco y negro, cargadas de erotismo y sexualidad. Tachado de pornográfico y obsceno por quienes tienen la mirada sólo en blanco y negro, Robert minimizaba las fotografías hasta conseguir una estética en la que se reflejaba su compleja personalidad. Mapplethorpe era homosexual y las relaciones entre hombres (y las flores) eran una parte esencial de su obra. Hoy en día muchas de sus fotografías siguen siendo censuradas en exposiciones.

Patti Smith es una persona muy culta, una enorme lectora y conocedora del arte en todas sus expresiones, aparecen constantes referencias a escritores, poetas, pintores, músicos, actores… Impresiona su mirada, subjetiva, pero tremendamente inteligente y profunda.

Patti, nadie ve como nosotros.

La amistad y el amor inquebrantables entre Patti y Robert es la base de este libro autobiográfico. ¿He dicho amor? ¿pero no era homosexual Robert? Sí, lo era… ¿y?... Hay tantos tipos de amorCuando dos almas se reconocen como una sola no habrá nada (¡nada!) que les impida estar juntas. Y nada impidió que Patti y Robert se fueran fieles el uno al otro, ni siquiera que ambos tuvieran distintas parejas, que Patti se casara, tuviera hijos… Y aun así no sólo se fueron fieles entre ellos, lo fueron también con sus parejas. Si os cuesta entenderlo, tendréis que leer el libro.

Más allá de la relación entre Patti y Robert, está la época y el lugar en que vivieron. Una época irrepetible en la que confluyeron artistas cargados de creatividad, explorando posibilidades artísticas, concibiendo una cultura vanguardista, CREANDO… Una psicodélica Nueva York, con el mítico Hotel Chelsea, en la que se producía un estallido cultural que sería único. La cantidad de artistas que desfilan por este libro te pone los pelos de punta: Warhol, Hendrix, Janis Joplin, Dali, Allen Ginsberg, Burroughs, Pollock, Kris Kristofferson, Lennon, Yoko Ono, Bob Dylan, Susan Sontag, Morrison, Sam Shepard, Tennessee Williams…

Una lista innumerable de artistas cruzándose unos con otros, una Nueva York más viva de lo que ha estado nunca. Y la droga. Y el sexo. Y el SIDA iniciando una carrera imparable. Una Nueva York salvaje, sin domesticar. La Nueva York de los 70’ es un collage impresionante en el que se entremezcla música, arte, drogas, Vietnam, hippies, movimientos sociales, los Kennedy, Martin Luther King… Una época rebelde y libre que marcaría un antes y un después.

Y en medio, Patti y Robert, con sus luchas, su tremendo talento, sus fantasmas, sus demonios, su creatividad buscando el medio en el que expresarse. Porque ninguno de los dos empezó con aquello por lo que luego serían reconocidos: fotografía y música. Robert exploró muchas expresiones artísticas antes de llegar a la fotografía. Y Patti pintaba, escribía poemas… hasta que consiguió fusionar poesía y rock and roll.

Este fascinante libro no sólo es una autobiografía, es también un libro de viajes, un recorrido por el imprescindible Nueva York setentero a través de la mano de Patti Smith, contado desde dentro, entrelazados Patti y Robert. Un Nueva York que ya no existe. De forma exquisita Patti hace de guía para contar la historia de una ciudad y lo hace tanto con sus ojos como con los de Robert, porque ambos tenían la misma mirada, lo que convirtió su relación en una simbiosis de almas absolutamente indestructible. Hay un enorme derroche de amor en este libro: el amor entre Patti y Robert, el amor a Nueva York, el amor al ARTE (con mayúsculas), a la creatividad, a la vida…

¿Adónde conduce todo? ¿En qué nos convertiremos? Aquellas eran nuestras preguntas de juventud, y el tiempo nos reveló las respuestas.

Conduce al otro. No convertimos en nosotros.
Eran unos niños. Hay que serlo siempre.




92 comentarios:

  1. El amor, ese hilo misterioso que lleva moviendo nuestros pasos desde los tiempos inhóspitos de la caverna hasta los rascacielos de Nueva York.
    El amor no existe para entenderlo, solo lo tienes que vivir. Así lo sintieron Patti y Robert, dos almas rebeldes, como lo son el rock & roll y la poesía. Que exquisita combinación para un libro. Un libro para espíritus inconformistas, como intuyo que es el tuyo, Ana, siempre en movimiento.
    Un abrazo amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La vida es amor, aunque sea amor a la vida. Es, ciertamente, lo que nos mueve o lo que nos detiene. Y es absolutamente irracional, intentar entenderlo, explicarlo, justificarlo, ponerle razón... es un error. Tremendo. No se puede domesticar. Cierto, soy una inconformista, conformarse es claudicar. Creo que te gustará el libro, la época que refleja, el amor que contiene.

      Un abrazo fuerte, Paco

      Eliminar
  2. Me he quedado un poco enredada con lo de las fidelidades y las excusas, no sé, como dices habrá que leer el libro para entenderlo. También es cierto que hay gente muy creativa a la hora de justificar ciertas cosas. Ese Chelsea Hotel dio para mucho. Me la apunto aunque no será para ahora.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fidelidades sí. Excusas no. No tenían de qué excusarse, por eso todo era posible, porque el amor era puro. No tenían nada que justificar, no lo hacen ninguno de los dos. El Hotel Chelsea es mítico, madre mía lo que contarían esas paredes...

      Un abrazo

      Eliminar
  3. La verdad es que este tipo de libros, por mucho que me gusten sus protagonistas y tampoco es el caso, no suelen atraerme. Eso sí, me alegro un montón de que lo hayas disfrutado tanto.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es necesario que te gusten o conozcas a los protagonistas. Quizás sí que tengas interés por la época y por Nueva York.

      Un abrazo

      Eliminar
  4. ¡No sabía que Patti Smith había sacado esta especie de biografía! Este cae sí o sí :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues te doy una buena noticia, hay dos más traducidos: El mar de coral y Tejiendo sueños :)

      Un abrazo

      Eliminar
  5. He tenido por casa biografías de músicos, cantautores, cineastas, que finalmente doné a la biblioteca, creo que sólo leí una biografía de Pilar Miró y unas memorias de Adolfo Marsillach. No es una temática que me atraiga y los personajes que nos traes tampoco es que sean de mis “íntimos”… así que lo voy a dejar pasar. Tu reseña, tan apasionada como siempre.
    Abrazo.

    PD Tu cita sobre la escritura me ha llevado a esta otra de José Luis Sampedro: “Para mí, el escribir era vivirse, conocerse, ser arqueólogo de uno mismo. Escarbar y, si se escarba, hay de todo dentro de nosotros: el criminal y el santo, el héroe y el cobarde". Ser una cosa y la contraria. Las palabras tienen cierto riesgo, sí, para el que escribe y para el que lee. Pero ahí seguimos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí sí me gustan las biografías y autobiografías, no todas evidentemente, pero sí la de personas que me atraen, por su personalidad o por su obra (o por ambas cosas). Si te atrae Nueva York, y aquella época, el libro te gustará, está muy bien reflejadas ambas.
      Me gusta la cita de Sampedro, y qué te voy a decir de los contrarios, yo que soy una artista de una cosa y la contraria :) Las palabras, las escritas (también las habladas) siempre van cargadas de algo. Pero como tú dices, ahí (allí, aquí) seguimos.

      Un abrazo

      Eliminar
  6. No sabía nada de este libro, y aunque no soy lo que se dice una súper fan de Patti Smith, me parece un personaje interesante, de esos que parecen tener un mundo enorme dentro de sí. Quizá algún día me tope con este libro, creo que lo disfrutaría; me alegra que tú lo pasaras tan bien con él.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco es que yo sea superfan, pero tiene una personalidad muy interesante, muy honesta, muy inteligente. Mucho mundo, cierto, y lo ha vivido.

      Un abrazo

      Eliminar
  7. Tiene muy buena pinta, me atrae Patti Smith, una artista íntegra y valiente (cambió la fecha de un concierto suyo en Madrid para que no coincidir con una huelga) y esa época irrepetible, tan creativa en lo musical. Supongo que también pulula por allí el gran Lou Reed, aunque no lo menciones. Lo anoto en mi lista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Íntegra y valiente define muy bien a Patti. Una persona muy honesta, con una personalidad muy rica y mucha creatividad en su interior. Aquella época fue maravillosa, creativa no sólo en lo musical, sino también en muchos aspectos. Una pena que ahora no se potencie más a los artistas, que todo esté tan... podre. Pues claro que aparece Lou Reed (creí que lo había mencionado, aparecen tantísimos artistas de todas las ramas...) y su The Velvet Underground...
      Sospecho que disfrutarás de esta lectura :)

      Un abrazo

      Eliminar
  8. No, este no me lo llevo.
    Un beso, Ana!

    ResponderEliminar
  9. Este no es para mi, no me gusta especialmente la cantante :)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te tiene que gustar, ni siquiera conocerla. Eso sí, Nueva York y la época te tienen que interesar.

      Un abrazo

      Eliminar
  10. Es una delicia leer esta reseña mientras escucho la canción. Tantas veces oída y sin conocer nada de la vida de quien la cantaba, no tengo perdón. Entonces llegas tú y me lo ofreces en bandeja. Gracias ;D. Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajja, yo he escuchado bastantes leyendo el libro, inevitable hacerlo con banda sonora... Yo sí conocía la vida de Patti, pero me ha encantado leerla de su propia mano, su relación con Robert (que es de lo que habla en este libro, del tiempo que compartió con él hasta que falleció). ¡Que lo disfrutes!

      Un abrazo

      Eliminar
  11. No me llama nada, veo que te ha llegado mucho quizá por lo que cuentas, que te ha devuelto (o recordado) algo de ti. Me alegro
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Porque esa época, la música, cantantes y grupos, pero también escritores, fotógrafos, directores, actores... todos los artistas que confluyeron en ese tiempo me fascinan.

      Un abrazo

      Eliminar
  12. Hay tantos tipos de amor y a la vez, por qué clasificarlo. Conexión y ya está.
    Desconocía la existencia de este libro aunque sí sabía que Patti Smith ha tocado más palos aparte de la música. Creo que no soy tan fan de ella como tú pero me gusta lo que nos has contado y cómo nos lo has contado. Esa mezcla de lo personal que tienen las memorias con ese retrato cultural y social del Nueva York de esos años. Me gusta, sí, y creo que me caerían bien estos dos niños.
    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No seré yo la que le ponga etiquetas al amor ni la que (mucho menos) clasifique. Bastante se le encadena ya por tantos clichés y mandangas... Sí, eso me llamó mucho la atención, el tiempo que tanto ella como Robert estuvieron dedicándose a otras cosas (también artísticas) antes de encontrar lo que el destino les tenía reservado. Es un camino encontrarse, está claro, y hay que recorrerlo. Yo adoro a Patti no sólo por la música, no soy tan superfan en ese sentido, sino por cómo es ella. Igualmente no hace falta conocerla ni ser fan de ella para disfrutar del libro.
      Un abrazo

      Eliminar
  13. Grande Patti… y todavía sigue dando guerra a su manera!!! Si te interesa profundizar más en el tema te recomiendo fervorosamente el “Por favor, mátame” de Legs McNeil & Gillian McCain una absoluta obra maestra en forma de libro de culto donde, entre muchos otros, están muy presentes tanto Patti Smith como Robert Mapplethorpe, además hablando a viva voz de aquellos tiempos en NY y todo ello acompañado con unas fotografías espectaculares entre otras muchas sorpresas. Una lectura 10 total, vaya que sí…

    Forever kids, Anetta. Besos.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Grande grande, y cierto que sigue dando guerra. La dará hasta el último de sus días, tiene mucha sangre circulando por sus venas... Me anoto tu recomendación, aunque sospecho que no va a ser fácil de encontrar. Investigaré. Muchas gracias ;)

      Forever forever forever kids! Un abrazo agradecido, caballero Krust

      Eliminar
  14. Hola Ana
    Coincidimos en el tipo de música que nos gusta, así que buscaré ese libro.
    Un apunte pequeñito, por el hotel Chelsea también pululaba mi admirado Leonard Cohen, al cual le compuso una enorme canción con ese título, dedicada a sus amores, allí, con Janis Joplin.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo mejor es que inevitablemente mientras lees vas poniendo canciones, no sólo de Patti, con lo cual la lectura se hace tremendamente amena :) Creo recordar que en este libro no se menciona a Leonard Cohen (que me encanta, conozco la canción), sí a Janis Joplin, para quien Patti también compuso una canción (grande Joplin también).

      Un abrazo

      Eliminar
  15. No estoy muy familiarizada con los protagonsitas de la historia y no creo que llegara a interesarme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Conocer a los protagonistas no es necesario, aunque sí que te interese aquella época y Nueva York.

      Un abrazo

      Eliminar
  16. Excelente! Me gusta esta cantautora. Me gustan las biografías, memorias, bla, bla,..pero me gustan que sean serias. No digo que esta no lo sea. Es una reflexión momentánea sobre este fenómeno; hoy, el arte de la biografía se ha degenerado por los escándalos de los medios de comunicación. Muy buena la reseña. La buscaré.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay autobiografías y autobiografías (yo las prefiero a las biografías). Patti lo narra muy bien aunque se repite alguna vez, pero muy poquito y brevemente. Los medios de comunicación lo empozoñan todo... Suerte en la búsqueda, en mi caso lo tenían en la biblioteca...

      Un abrazo

      Eliminar
  17. Lo conocía por haberlo visto en otro blog, aunque he de decir que no conozco a Patti Smith por lo que es un libro que no me llama demasiado
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las autobiografias obviamente se leen porque te interese el personaje, en este caso no es tan necesario, pero como vengo repitiendo, sí lo es que te atraiga la época y Nueva York.

      Un abrazo

      Eliminar
  18. Maravillosa reseña y un buen libro...quizás porque esa época me fascina. ; ) Sigamos siendo unos niños : D. Gracias. Feliz fin de semana!!!. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una época realmente fascinante, irrepetible, ojalá todo se alineara para que pudiera darse una explosión cultural como aquella... Niños, siempre. Feliz fin de semana también para tí.

      Un abrazo

      Eliminar
  19. Una mujer con mil vidas que contar y una época que era un mundo por descubrir y mil barreras que romper. Interesante y sobre todo puede ser muy revelador para los que como a mí le gusta bucear en el pasado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil vidas que contar o una vida vivida plenamente, con todos los sentidos, con todo. Se rompieron muchas, muchísimas barreras en esa época. Ahora tenemos incluso más barreras que entonces en algunos aspectos. También es verdad que se pagó demasiado caro...

      Un abrazo

      Eliminar
  20. ¡Hola! Si te soy sincera no soy muy de leer autobiografías (aunque le estoy empezando a pillar el gusto) pero es que tampoco conozco a Patti Smith ni muchos de sus contemporáneos. Ah si que estaría un poco perdida con un libro así.
    Un beso pero estoy contenta de que te haya devuelto ese "algo" :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! :) A mí sí me gustan, pero siempre depende mucho del personaje, obviamente. En esta autobiografía quizás conocer a los personajes no es tan necesario, se podría leer como una novela de ficción perfectamente. Pero sí considero más necesario que te interese el movimiento cultural y social de aquella época.
      Gracias, sí, me ha devuelto mucho, o me lo ha amarrado al menos :)

      Un abrazo

      Eliminar
  21. Este libro es simplemente maravilloso. Como en tu caso, para mi Patti siempre ha sido toda una inspiración y guía. Y habrá segunda parte de sus memorias en octubre, must say ;) Mua!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay editados en castellano dos libros más (El mar de coral y Tejiendo sueños) a los que ya les he echado el ojo y leeré. No sabía lo de la segunda parte, tendré que añadirlo a la saca :) Gracias.

      Un abrazo

      Eliminar
  22. ¿Sabes una cosa, Ana? Tienes la maravillosa capacidad de hacer que me quede colgada de tus palabras, que placer es leerte, cuentes lo que cuentes (como bien suele decir esa otra loca "farera impenitente").
    Aunque este es un libro al que jamás habría llegado por mi misma, has picado mi curiosidad. Me gusta mucho cómo describes la personalidad de su autora y, sobre todo, me atrae esa historia de amor del de verdad.
    Gracias, Ana, por escribir tan rematadamente bien y permitirnos disfrutarlo tan generosamente.
    Abrazo, catadora de libros

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No quiero que me llames respondona, así que voy a hacerlo fácil: el placer es mío (que "me" leas así). ¡No me digas que no conocías a Patti Smith! Su relación con Robert es una historia de amor y amistad, en realidad es una relación bajo la que no caben etiquetas. Mis preferidas :)

      Gracias a ti, siempre. Y no es generosidad, es egoísmo: necesito hacerlo.

      Un abrazo

      Eliminar
  23. No puede ser más interesante este libro seguro que disfrutaría leyendolo, un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me ha encantado, ya has visto :)

      Un abrazo

      Eliminar
  24. ¡Muy interesante tu reseña! ¡Te felicito! Sé muy poco de Patti Smith y quiero saber más. Así que este libro parece perfecto. Me lo apunto a ver si lo tienen en la biblioteca :)

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Laura. Si quieres saber más tendrás que echarle mano a este libro. Aunque conocía algo de la vida de Patti, creía que bastante, este libro me ha permitido conocerla más, a ella, a Robert, a Nueva York, a aquellos años. Y parece que hay segunda parte pronto :) Yo lo encontré en la biblioteca, a ver si tienes suerte con la tuya.

      Un abrazo

      Eliminar
  25. Me parece muy interesante como el testimonio de aquella época. Debería haber más libros así y más gente que los lea para ampliar los horizontes, abrir la mente y ver que es posible vivir de diferentes maneras. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En aquella época sí que había horizontes, mentes abiertas y tanta, tantísima, creatividad. A mí me fascina y he anotado un montón de nombres, que aunque conocía a muchos, otros no (o no recordaba).

      Un abrazo

      Eliminar
  26. No he leído ningún libro parecido, pero aun así no me termina de llamar del todo. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un libro a caballo entre la autobiografía, el testimonio... Se puede leer como ficción, al fin y al cabo toda ficción puede ser real y toda la realidad puede ser ficción...

      Un abrazo

      Eliminar
  27. Te he nominado al premio Best Blog. A mí me nominó Ana M. de "Devoradora de letras" cuyo blog te recomiendo visitar.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Rosa, ya me he pasado por tu blog (y el de Devoradora de letras)

      Un abrazo

      Eliminar
  28. No lo he leido, pero si que me lo explicaron muy bien. Igual que has hecho tu, lo cual quiere decir que vale la pena leerlo.
    Algunos de tus lector@s te comentan que no les hace mucha gracia un libro autobiografico.
    No se trata de una autobiografía en sentido estricto, sino de una evocación personal del fotógrafo homosexual Robert Mapplethorpe, únicamente a partir de su interacción en la vida y en el crecimiento artístico de la autora.
    Para quien no lo sepa, el libro es una clara demostración de que Robert Mapplethorpe no era simplemente un fotógrafo de homosexuales, o Patti Smith una mera cantante de rock. Ambos pueden definirse como dos artistas proteicos, por la diversidad y el nivel de sus talentos. Recordemos que Robert Mapplethorpe vivió –y compartió lecho– con Patti Smith antes de tomar conciencia de su homosexualidad.

    Gracias! Excelente trabajo. Muy sensible y honesto.
    Un abrazo, Ana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay cierta tendencia a dejar de lado géneros enteros. Está claro que todos preferimos unos u otros, aunque yo intento picotear de todos los lados. Y es cierto que no es exactamente autobiográfico, que lo es, es testimonial, de la época y también, como comentas, un recuerdo de Robert. Robert y Patti vivieron, compartieron lecho, incluso después de su toma de conciencia de su homosexualidad. Almas gemelas.

      Un abrazo, Josep

      Eliminar
  29. Ana, si me permites quisiera hacer una pregunta aunque sea muy estúpida por mi parte. Solo queria saber si además de leer y compartir con nosotros la lectura; enseñas a escribir. En algún lugar creo haberlo leido. O quizás solo me lo ha parecido.
    Muchas gracias.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay preguntas estúpidas, Josep :) No, no enseño a escribir, tendría que saber hacerlo (escribir) para hacerlo. Más bien al contrario, soy yo la que intento aprender y voy a algún taller de escritura (quizás sea eso lo que te ha despistado).

      Un abrazo

      Eliminar
  30. Reseña estupenda como siempre y el libro debe de ser brutal.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El libro más que brutal es transparente en cuanto a cómo eran Patti y Robert, y también en cuanto a lo los propios protagonistas ignoraban el momento tan intenso que estaban viviendo

      Un abrazo

      Eliminar
  31. Patti Smith siempre ha estado cerca de mis gustos y aficiones. Una luminaria por su música, por su manera de encarar la vida y vivirla y, especialmente, por sus poemas, por ejemplo estos versos:

    Al borde de un prado entre un desorden de piedras,
    oscurecida por la hierba crecida y el amaranto,
    hendida y dibujada la huella del horror.
    Tenía un bello nombre: libertad
    .

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una persona honesta y comprometida, y mucho más, es Patti Smith. Detrás de sus versos ando (aunque en algunas canciones ya están).

      Un abrazo

      Eliminar
  32. Me gusta... muy buena pinta =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  33. Uidado Ana que voy con el Ipad jajaa, ya verás las faltas de ortografía....

    Este libro, este libro lleva tiempo en la estantería desde que Jordi me lo recomendó como cien veces porque, como tú, ADORO a Patti Smith pero claro, de repente entra el miedo... Y si no está a la altura? Y si encuentro lo que no quiero. Leyendo tu reseña veo que no, también veo que todo está escrito bien clarito y sin tapujos, me lo leo ya. El presi con el Ipad peligroso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiemblo, contigo y con tu Ipad :) Querido presi: ¿a qué esperas? La altura está en ti.

      Un abrazo.

      Eliminar
  34. Pareciera más un libro testimonial de una época bastante efervescente, que biográfico. Lo apunto, Ana, aunque no sea un tema que frecuente.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Autobiografico, testimonial... vida, Marcelo.

      Abrazo.

      Eliminar
  35. Hola. Consigues con cada reseña que me den unas ganas locas de leer el libro. Enhorabuena y gracias.
    Sonia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sonia! A mí hay que filtrarme, que leo muy personal y cuando un libro me gusta me desborda la pasión :)
      Gracias a ti por comentar y leerme.

      Un abrazo

      Eliminar
  36. A pesar de que ya indicas que aunque sea autobiografía es mucho más, no me animo que yo este estilo de libros autobiográficos solo me animo con relatos de mujeres en países menos desarrollados y tengo muchas pendienets jaja
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que biografías y autobiografías siempre interesan más si es sobre alguien que te interesa, o sobre una época o un tema que te atrae...

      Un abrazo

      Eliminar
  37. Me gusta el rock, pero no soy mucho de autobiografías. Y aunque en este caso Patti ha estado rodeada de gente interesante, no me hace mucho tilín esta obra.
    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sólo la gente que le rodeaba, también ella misma es una persona interesante y atractiva. Pero si no hace tilín, no hace tilín...

      Un abrazo

      Eliminar
  38. No soy de leer este tipo de biografías de rock. La verdad es que creo que ni siquiera lo he intentado. No terminan de captar mi atención, soy más de quedarme con la música, que sí me gusta y mucho
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es una biografía en torno al rock, sino en torno fundamentalmente a dos personas: Robert y Patti. Y el lugar. Y la época. Un testimonio muy interesante.

      Un abrazo

      Eliminar
  39. Le tengo unas ganas horrorosas a este libro, pero ni me lo he comprado aún (soy una dejada). ¡¡Adoro a Patti Smith!!

    bsos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi caso hubo suerte y la biblioteca lo tenía, aunque es de los que me gustaría tener... SI adoras a Patti disfrutarás, evidentemente, mucho más de esta lectura.

      Un abrazo

      Eliminar
  40. me ha gustado leerte a tí...pero Patti Smith no es tema para mí.
    Un beso,
    Ale.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, si al menos has disfrutado leyéndome me daré por contenta :)

      Abrazo

      Eliminar
  41. Nunca he sido demasiado fan de Patti Smith aunque sí mucho de varios de los integrantes de su ecosistema. Creo que es un libro que leeré y que me ayudará a situar referencias y verme reflejado en ellas.

    En cuanto a Robert, es un fotógrafo excelente que el tiempo ha puesto en su justo lugar.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que es una lástima es que el tiempo a veces sea tarde para cuando se pone a un artista en su lugar...

      Un abrazo

      Eliminar
  42. Al contrario de otras personas que te han comentado a mí me encanta las autobiografías y más si son cómo ésta: que hablan de un contexto, de una época determinada. Sin haber leído esta obra, me recuerda por lo que cuentas al Correr, Rocker, de Sabino Méndez.
    Lo único que no conozco demasiado la obra de Patti Smith (pese a que me guste el rock) como sí de otros rockeros. Me ha gustado mucho la canción que has puesto, no era la primera vez que la escuchaba (en alguna película o en la radio, fijo), pero no sabía que fuera de Patti Smith. Lo único que me impide ahora mismo ponerme con este libro es no conocer demasiado la discografía de Patti, la verdad. Pero algún día me tendré que sumergir en su obra.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me gustan las autobiografías, incluso las biografías, aunque depende de quien, está claro... La canción sonó muchísimo en su momento y yo la tengo asociada a momentos de mi vida, la música también tiene ese poder evocador y desencadenante de recuerdos. Aunque no conozcas la discografía de Patti no será obstáculo, en absoluto.

      Un abrazo

      Eliminar
  43. La dos únicas veces que he llorado en un concierto . Con Cohen en Lisboa (casi me quedo sin entrar) y con «esa» en la casa encendida . Creo que Patti no es una intérprete sin más , no he leído lo suficiente para saber que es exactamente lo que tiene de más pero lo tiene. Como Dylan, Rice, Cohen, Jeff que son los yo he sentido y he visto en su directo que lo esgrimen . No puedo hoy comprar más libros pero en cuanto pueda lo adquiero. Gracias de nuevo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cohen! como para no llorar. Y en París... :) ¿vas a ver a Silvio Rodríguez en alguno de sus conciertos-recolecta este año? Yo suelo emocionarme en cada concierto, siempre hay mucha piel (bueno, no en todos... algunos han sido decepción). Patti lo que tiene es... ¿cómo decirte?... ¿intensidad?.

      ¿Lees en electrónico? Yo ya no, peeeero... (ahí lo dejo).

      Gracias de nuevo :)

      Eliminar
  44. Tengo ya la entrada para el 23 de Abril en Madrid, de Silvio digo. Cómo sabes que de unos pasaría a otros ??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo iré a Córdoba (¡cachis!)

      No lo sé. Son pálpitos. Pero tú ya sabes.

      Eliminar
    2. Wilco . Si puedes ... Imagino que lo sabes . Vilanova en Junio del 16 , otros que a mi juicio son más.

      Eliminar
    3. De Wilko me he ido a Pink Floyd, y a Emerson, Like and Palmer... Así no va a haber quién duerma :D

      ¿Vilanova, Junio/16? Voy a ver...

      Eliminar
  45. Me encantó! Estoy a mitad del libro y concuerdo totalmente con el primer párrafo de esta reseña! Te devuelve cosas atrapadas por esa niebla de lo olvidado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cómo disfruté de este libro, de lo que evocó, de esa amistad titánica... Qué disfrutes el resto de lectura ;) (que seguro que sí)

      Un abrazo

      Eliminar

SI HAS LEÍDO LA ENTRADA TE AGRADEZCO EL COMENTARIO. SI NO LA HAS LEÍDO TE AGRADEZCO LA VISITA