lunes, 30 de diciembre de 2013

Lecturas basura y reseñas express (4)



Lecturas basura: Se entiende por lecturas basura aquellas que contienen altos niveles de objetivos comerciales a costa de baja calidad literaria. Venta por encima de estilo. Normalmente alto contenido en aquellos temas más “vendibles” del momento, sean zombis, sexo (y/o erotismo), vampiros, mundos distópicos, fantasías juveniles, etc. Este tipo de lecturas son potencialmente perjudiciales para la literatura si se abusa de su consumo. Se relaciona dicho exceso en el consumo de lecturas basura con modas pasajeras, autores que duran una saga o dos, escritores de quita y pon, cuatro recursos fáciles utilizados una y otra vez, sombras de Grey y otros claroscuros, y consumismo vario y sobre todo, rápido, muy rápido. Una de sus características principales es que estamos ante lecturas de “usar y tirar” cual preservativo retórico y cultureta.

Las editoriales son propensas a promocionar este tipo de lecturas basuras, pero también las librerías nos brindan con agrado estos libros, así como las grandes superficies, gasolineras y quién sabe si cualquier día en su frutería más cercana o en las farmacias, al lado del paracetamol y las fajas lumbares, encontremos estos productos de consumo rápido.

Hay autores especializados en este tipo de libros, aunque muchos son pasajeros y su éxito es tan efímero como eficaz, sin embargo algunos de ellos se convierten en auténticos master chef de la cocina literaria, utilizando los ingredientes necesarios para crear lectura basura con cierto renombre y conseguir consumidores fieles e incluso adictivos.

No puede afirmarse que los módicos índices de lectura en este país sean causados por el pertinaz empeño de las grandes editoriales en anteponer la oferta de estos libros a los de otros de más calidad, aunque sí pueden tener su dosis de responsabilidad en que grandes escritores y grandes libros se vean condenados a subsistir en una especie de limbo editorial y de ventas en las que el consumo de sus productos es menor pero el comensal que los incluye en su dieta habitual disfruta de estos alimentos para el alma hasta el paroxismo casi orgásmico.

Si los lectores consumieran diaria y exclusivamente este tipo de lectura se correría el grave riesgo de anquilosamiento neuronal así como la más que probable desaparición de la literatura en mayúsculas. Las consecuencias serían tan lamentables como nefastas. Pero afortunadamente muchos de estos productos basura vienen acompañados de otros que no pueden considerarse tales por su alto contenido en calidad, buenas historias, bien narradas, emotivas y emocionantes. La belleza también puede surgir en los estercoleros.

¿Es mala la lectura basura? Pues no, es una opción y no una obligación y aunque puede ser perjudicial como alimento literario único, en ocasiones consumir este tipo de lectura te soluciona momentos como pueden ser horas y horas de viaje en trenes llenos de gente, niños y móviles con la consiguiente contaminación acústica en un espacio reducido. Y este ha sido precisamente el momento en el que yo elegí el siguiente menú de lectura basura: 

El ídolo perdido (Douglas Preston y Lincoln Child)

Serie: Pendergast 01
Título original: The Relic
Traductor: Eduardo G. Murillo
Páginas: 416
Publicación: 1995 (2004)
Editorial: Debolsillo
Categoría: Misterio y Suspense
ISBN: 9788497931335
Sinopsis: En 1986, en plena selva amazónica, un grupo de científicos encuentra la talla de un enigámtico dios adorado por una tribu de salvajes. El extraño ídolo es enviado a Nueva York, donde queda arrumbado en los sótanos de un enorme y antiguo museo. Poco después, los científicos son masacrados por los indígenas y todo el proyecto cae en el olvido. Sin embargo, con ocasión de una importante exposición, las sinuosas galerías y los vetustos subsuelos del museo se convierten en escenario de varios asesinatos horrendos e inexplicables... Un mundo de maldiciones y pesadillas ancestrales instalado en el corazón del Nueva York actual.


Soy consciente de que esta serie tiene bastantes seguidores y hace tiempo que quería probarla. Y como me he vuelto (porque no era así, pero me fui haciendo) metódica, qué mejor que empezar por el primero de la serie, de la que creo que incluso he visto su versión cinematográfica pero me van a perdonar que no me acuerde. La lectura ha sido trepidante y bastante adictiva durante, digamos, la primera mitad, luego el ritmo de lectura fue decayendo hasta caer en una lectura bastante (por no decir muy) vertical. Me ha caído bien Pendergast y hasta es probable que me lea alguno más de la serie, aunque tengo claro que será una lectura muy rápida de la que me salte bastantes párrafos, como quien ve una película los sábados por la tarde, sestea cinco minutos, ve diez, sesteas quince, vuelves a ver otro ratito.. y así. El truco está en que la resolución de la trama no te pille dormida.
 El reino de los zombis (Len Barnhart)

  
Serie: El reino de los zombis 01

Título original: Reign of the dead

Traductor: Marta García Martínez

Páginas: 321

Publicación: 2001 (2011)

Editorial: La Factoría de Ideas

Categoría: Terror

ISBN: 9788498006599

Sinopsis: Por culpa de un extraño virus los recién fallecidos se levantan con un deseo insaciable de comerse a los vivos. La epidemia se extiende por todo el mundo y alcanza rápidamente proporciones catastróficas, la civilización se derrumba bajo el peso de un horror sin igual en toda la historia humana. Los supervivientes refugiados en un centro de salvamento deben trabajar juntos para encontrar la forma de sobrevivir a la pesadilla que están viviendo, pero el tiempo se les acaba y los cadáveres reanimados que llenan las calles y los aparcamientos de nuestras ciudades no son el único peligro.



Voy a intentar ser justa con este libro: me parecía un pastiche, un remix de ingredientes mil veces visto en otros libros de zombis que no me aportaba nada nuevo. Pero cuando me he fijado en la fecha de publicación (2001) me he dado cuenta que en realidad han sido otros los que posteriormente han tomado elementos de este libro para incorporarlo a las hordas zombis que invaden a muchos autores de terror. Visto así, le concedo más valor del que tiene la lectura que le hice, si bien tengo claro que no leeré la segunda parte de este reino de los zombis. Un género que creo que necesita propuestas más originales que las que habitualmente se encuentran (salvo honrosas excepciones).
                                               Infinito (Rachel Ward)


Serie: Numbers 03
Título original: Numbers 3: Infinity
Traductor: Xevi Solé Muñoz
Páginas: 320
Publicación: 2011 (2013)
Editorial: Booket
Categoría: Infantil y juvenil
ISBN: 9788408039495
Sinopsis: Año 2029, Post-caos. La civilización tal y como la conocemos ya no existe. Las ciudades están llenas de forajidos, y las comodidades de la vida moderna, como la electricidad o las líneas telefónicas, son un lejano recuerdo. Ahora, Adam, Sarah y Mia sobreviven en el bosque, lejos de la gente, lejos del peso de los números. Pero huir no es la solución, y menos con un bebé en camino. Pronto deberán recurrir a la ayuda de otras personas pero, ¿pueden confiar en ellas? ¿O sólo buscan aprovecharse de sus dones? Para bien o para mal, pronto lo descubrirán.




Había leído los dos libros anteriores de esta trilogía, Numbers y El caos, así que pensé que era buen momento para abordar el último libro de la serie. Y la verdad que en este banquete de comida basura que me he servido a mí misma, Infinito ha sido el postre delicatessen, el punto de auténtica calidad dentro del menú que elegí. Una trilogía que tiene a su favor que va de menos a más, en un in crescendo muy claro y meritorio. Rachel Ward ha imprimido a estos libros un ritmo muy adecuado, con capítulos cortos y alternando los personajes que nos van narrando la trama; en los tres libros ha creado personajes muy agradables e identificables, que dan solidez y la dosis suficiente de empatía como para que les cojas afecto y desees que todo les vaya bien. La trama queda aparentemente cerrada, pero está claro que si la autora desea seguir, puede hacerlo, aunque si es inteligente lo dejará ahí y creará otras historias y otros personajes.

No será una trilogía que vaya a pasar a mi rincón de libros inolvidables (ni mucho menos), pero sí han sido tres libros que han cumplido su papel de entretenimiento con cierta calidad y frescura, yendo además como he comentado de menos a más, y que teniendo muy claro que es lectura de evasión (y por tanto olvidable con el paso del tiempo), sí es una lectura que pueda recomendar.

domingo, 29 de diciembre de 2013

Reto Serendipia Recomienda 2014

http://serendipia-monica.blogspot.com/2013/12/reto-serendipia-recomienda-2014.html



Mónica-serendipia ha propuesto un reto al que es difícil resistirse. El reto tiene dos fases:

Fase 1: Se trata de recomendar tres libros que hayamos leído y nos hayan gustado muchísimo. Fácil... 

Fase 2: A finales de enero 2014 Mónica-serendipia pondrá una entrada con la lista de libros recomendados por cada participante, de la que cada uno elegirá un mínimo de tres libros para leer y reseñar a lo largo del año.

Podéis ver todos los detalles del reto AQUÍ

Me ha costado elegir sólo tres y, quitando la primera propuesta, los otros dos los he elegido pensando sobre todo que son libros poco conocidos y que seguramente nadie vaya a proponer (¡y sería una lástima!)

         El niño perdido de Thomas Wolfe (Narrativa, Memorias): Uno de los mejores libros leídos en mi vida. Pocos libros han provocado que se me saltaran las lágrimas no sólo por la historia que me cuenta, sino por lo bien escrito que está. Este es uno de ellos.

     La acabadora de Michela Murgia (Narrativa contemporánea): Cuando reseñé este libro apenas nadie se pasaba por aquí. Y sería una pena que este libro no lo disfruten más personas. Todo un descubrimiento, una historia diferente, bien escrita y emotiva. Un libro para el debate.
    Las cosas que llevaban los hombres que lucharon de Tim O’Brien (Narrativa Contemporánea, Bélica, Memorias): No me gustan las novelas bélicas y aun así agradezco que este libro se haya cruzado en mi camino. Precioso, si pasáis de largo por él por la temática cometeréis un error...

Actualizo para poner el enlace con el listado definitivo de las propuestas de todos los participantes, podemos verlo AQUÍ 

Leido por mi parte: La niña que iba en hipopótamo a la escuela (Yoko Owaga) 
Cuatro hermanas (Jetta Carleton)
La orilla del mar (Véronique Olmi)

Leeré además:

 Los platos más picantes de la cocina tártara de Alina Bronsky

La puerta de Magda Szabó 
Carta de una desconocida de Stefan Zweig
 Cartas de una pionera de Elionore Pruitt Steward
Algún día nos lo contaremos todo de Daniela Krien

Buenos días, medianoche de Jean Rhys
La soledad de las parejas de Dorothy Parker
En Nadar-Dos-Pájaros de Flann O’Brien
La Buena Novela de Laurence Cossé 
Alehop de José Antonio Fortuny