viernes, 6 de julio de 2012

Tan fuerte, tan cerca (Jonathan Safran Foer)


Título original: Extremely loud & Incredibly close
Traductor: Toni Hill
Páginas: 472
Publicación: 2005
Editorial: Lumen
Categoría: Narrativa
ISBN: 8426415164
Cubierta: degray318
Sinopsis: Oskar Schell es un niño de nueve años muy especial, dotado de una aguda sensibilidad y de un talento versátil, que, tras perder a su padre el 11 de septiembre de 2001, encuentra entre los enseres del difunto un sobre con la palabra «Black» escrita en el dorso y una llave en su interior. Inmediatamente el pequeño decide que esa llave resolverá el misterio del último día de su padre, explicará por qué estaba en las torres, cuál fue el motivo de su muerte. Empieza así la peculiar e insólita odisea de Oskar por la herida ciudad de Nueva York en busca de todas las personas, lugares u objetos relacionados con el misterioso sobre. Al tiempo que el fantasma de su padre se dibuja en la telaraña de Manhattan, se iluminan también los orígenes de Oskar y la historia de sus abuelos, huidos de Dresde durante la Segunda Guerra Mundial...

 
Leí la reseña de este libro en algún lugar de Internet que ahora no recuerdo, y siento que sea así porque agradezco enormemente haber descubierto a este autor, o al menos este libro.

Tan fuerte, tan cerca es un libro absolutamente diferente, original y, sobre todo, impactante. Creo que es de esos libros que tienes que leer dos veces: la primera para avanzar en la historia, para capturar el desenlace, navegar por lo que el autor te cuenta hasta que llega a buen puerto. Y la segunda para saborear cada frase, cada emoción, cada mensaje, cada sentimiento, disfrutar de lo que te hace sentir, de lo que te conmueve, de lo que te divierte, para regodearte en una lectura pausada como un gourmet de las palabras, del texto delicado y exquisito, para detenerse en el detalle.

No es un libro fácil, al menos para algún tipo de lector más convencional. Pero es un libro para tener cerca. Una buena inversión.

Son dos historias en una, relacionadas entre sí. Aunque en realidad son muchas historias, incluso en algún momento también es la historia de la persona que lo está leyendo, en algún párrafo (en mi caso, en muchos) era también mi historia.

El protagonista, Oskar, es absolutamente entrañable y tierno, aunque no lo son menos el resto de personajes que le van acompañando a lo largo de su búsqueda. La ternura es impagable y en este libro la hay a mansalva. También el humor, la (cruda) realidad, el amor, las dudas, la imaginación, los deseos, los sacrificios..

La lectura del libro es original: páginas en blanco, páginas con únicamente una frase, con fotografías, palabras en color, textos imposibles de leer... Nada de eso entorprece la lectura, al contrario, todo encaja y da fuerza (que ya la tiene) a la historia y al texto.

Uno de los mejores libros que he leído últimamente. Hay una película sobre el libro, protagonizada por Thomas Horn y Tom Hanks, no la he visto, pero me cuesta creer que iguale la calidad del libro.

Tal vez no sea una joya literaria, pero por alguna extraña y desconocida razón es un libro que ha dejado huella en mí.
.

1 comentario:

  1. Sigo con atención a Jonathan Safran Foer desde su fantástico Todo está Iluminado (recomendación por si alguien no lo ha leído) y no hace demasiado, en mi última visita a la biblioteca, me llevé este libro a casa. Por una cuestión de tiempo tuve que devolverlo sin haberlo leído pero caerá dentro de poco.

    Si encima haces una reseña como ésta, aún acrecientas mis ganas de leerlo.

    Gracias.

    ResponderEliminar

SI HAS LEÍDO LA ENTRADA TE AGRADEZCO EL COMENTARIO. SI NO LA HAS LEÍDO TE AGRADEZCO LA VISITA