martes, 2 de junio de 2020

Piezas en fuga (Anne Michaels)


La historia es amoral: sucedieron hechos. Pero la memoria es moral; lo que recordamos conscientemente es lo que recuerda nuestra conciencia

Si cada momento son dos momentos entonces ninguna guerra acaba cuando dicen que se acaba. Se terminan los hechos, vienen otros, pero quedan los recuerdos y la llaga, la maraña emocional, sus fantasmas y códigos de silencio. Queda el pecio, los restos del naufragio intentando ser regurgitados de una masa de agua y lodo creada por la barbarie nazi.

El tiempo es un guía ciego”, así comienza el libro y así nos guía Anne Michaels por él, como si sus protagonistas recorrieran su pasado a ciegas, con una memoria de lluvia e incorpórea y con una superficie vaga de la que perciben su peso antes que su contorno. El recuerdo incierto, piezas en fuga que intentan atrapar con una comprensión tardía del horror y un estremecimiento brutal de lo vivido, tan atroz como un cuerpo desprovisto de su carne.

Anne Michaels muerde el lenguaje para volverlo cálido dentro de tu boca, esa cavidad en la que el lenguaje (con su poder para destruir, pero también para restaurar) rebulle inquieto mientras dejas que los silencios se llenen de concavidades oscuras. Se arcilla y deja que la sangre fluya de nuevo como si volvieras a casa y amaras lo amado mientras la piel te arde, cauterizando las heridas de las ausencias.

El magnético lirismo sacrifica la solidez de una historia, una trama y unos personajes que a veces se cuartean, como si la prosa poética no pudiera sostenerles con la suficiente consistencia.

“Piezas en fuga” es una cartografía de la indestructibilidad del ser humano. Un libro moteado de poesía, horror y belleza, tierra y naturaleza. La tierra como un vientre fecundo y granuloso, vida germinando fantasmas del pasado a los que hay que dejar ir porque “permanecer con los muertos es abandonarlos” y ellos nos empujan de vuelta al mundo, porque eso es la vida: destellos, fulgores en la oscuridad.

Amar desde la ausencia de lo amado, recordar perforando la culpa y dejar que el amor te libere.

Escribe para salvarte a ti mismo y algún día escribirás porque estás salvado

14 comentarios:

  1. Esta historia me ha tocado por todas partes, no iba a leerla en su momento porque no iba para reseña, pero se me ocurrió abrirlo y leer la primera página.
    Imagina el resto.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me imagino el resto ;) Es un libro muy especial.

      Un abrazo

      Eliminar
  2. Es un libro tan tan especial. El amor salva. Me alegra muchísimo que te haya gustado. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ciertamente el amor salva. En todo caso, tenemos que entender bien qué es el amor. Me ha encantado, gracias.
      :)

      Un abrazo

      Eliminar
  3. Pues no lo conocía, pero me ha encantado. Me lo apunto. Me quedo por aquí de seguidora y te invito a que te pases por mi blog si te apetece.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Después de bichear por tu blog creo que te va a gustar... Ya lo contarás ;)

      Un abrazo

      Eliminar
  4. hay muchos pedacitos de textos, todos los que componen el libro, que adoro, son pura poesía, tras leer este libro conseguí y leí ( y sigo leyendo) todos los libros de poesía (2) publicados en España de Anne, y realmente descubrí que me cae bien Anne Michaels, hubiera sido mi amiga si el destino funcionara de otra manera, aprecio a Anne, creo que no se puede decir de otra manera. Además leyendo esto...
    "Escucho los sonidos de la preparación del desayuno, sonidos que duelen. Escucho a Yosha, cada nota aprendiéndose el aire. Labios de gravedad me empujan hacia la tierra. Lluvia helada se adhiere a la nieve recién caída, plata y blanco. En el sofá de Maurice, los juncos se enredan a lo largo de la orilla del río, la lluvia de primavera cae con fuerza en la artesas de hojalata, la habitación está sumergida en el clima. Cada sonido es tacto. La lluvia sobre los hombros desnudos de Michaela, Tanto verde, que vamos a pensar que tenemos algún problema en los ojos, Ninguna señal se da por sentada. Otra vez, otra vez por primera v..."

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un libro tremendamente lírico, me lo recomendaron cuando comenté "La niña del faro" (anda que no ha llovido desde entonces) y ahí estaba esperando su oportunidad. De hecho, ya me hice con otro libro de esta autora ("La cripta de invierno"). Desconocía lo de los libros de poesía que estuvieran publicados en España, pero me huele a libros descatalogados (voy a investigar ahora mismo). Creo recordar que también tenías este libro comentado en tu blog ¿me equivoco?

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
    2. Leí y reseñé primero "La cripta de invierno" y según acabé, a las horas, leí y reseñé este.
      Los libros de poesía son difíciles de encontrar, más fácil "EL PESO DE LAS NARANJAS & MINERS POUND" absolutamente imposible, pregunté en toda España, "Buceadores de la piel", pero tengo los dos... soluciones imaginativas...;)
      un abrazo

      Eliminar
  5. Ufff, no soy capaz de tocar el tema del nazismo, y este libro parece muy descriptivo ¿no? Creo que me voy a perder un gran libro, qué pena, pero es algo que luego no me deja dormir. No he visto grandes películas por lo mismo, soy muy gallina...��

    Ana, me alegro de tu vuelta y que hayas superado tu crisis lectora.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, Teresa, si piensas que este es un libro sobre el nazismo te perderás un libro maravilloso. Es mucho más que eso.

      Gracias (los libros también salvan, pero lo que me ha costado...)

      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Bueno, entonces te haré caso y lo leeré. Muchas gracias

      Un abrazo

      Eliminar
    3. Tienes razón, me ha encantado. Reconozco haber pasado un poco por encima de los párrafos en los que intuía que iba a describir alguna barbaridad nazi, aunque dolía lo mismo... pero sin duda ha merecido la pena.

      Gracias, siempre "me aciertas"

      Eliminar
    4. ¡Bien! No está exento de esa crudeza que tú tratabas de eludir, pero la narración (y el estilo) va mucho más allá. Me alegro que te hayas animado :) Gracias ;)

      Un abrazo

      Eliminar

En este blog NO se hacen críticas literarias ni mucho menos reseñas. Cuento y me cuento a partir de lo que leo. Soy una lectora subjetiva. Mi opinión no convierte un libro en buen o mal libro, únicamente en un libro que me ha gustado o no. Gracias por comentar o, simplemente, leer